foto

foto
fotografía del sur de Argentina , autor luis pedro mujica

jueves, 1 de diciembre de 2016

VIVIENDAS , DEPORTES Y CENTRO COMERCIAL PARA PAYSANDU URUGUAY


Intendencia comprará al Fondes el predio de la ex Paylana para viviendas, empresas y polo educativo
Locales | 01 Dic La Intendencia Departamental de Paysandú firmará en días siguientes una carta de intención con el Fondo de Desarrollo (Fondes) para la compra del predio de la ex Paylana, a fin de destinarlo a la construcción de viviendas, emprendimientos productivos y cursos de educación terciaria. Tras la firma del documento, la intendencia remitirá el proyecto a la Junta Departamental, que deberá aprobarlo por mayoría especial (21 votos).
El anuncio fue realizado por el intendente departamental Guillermo Caraballo, acompañado por el secretario general Mario Díaz, la directora general de Promoción y Desarrollo Margarita Heinzen, el titular de Asesoría Letrada, Federico Álvarez Petraglia y el asesor Andrés Piaggio. Estaba además presente el presidente de la Junta Departamental, Francisco Gentile.
El padrón urbano 5083, 42,436 metros cuadrados con construcciones en 21,000 metros cuadrados, en el corazón de la zona industrial, puede destinar las dos manzanas sin construcciones para cooperativas de viviendas. Una estimación inicial indica que se podrían construir 350 viviendas, aunque si se opta por “viviendas de altura”, con edificios de tres pisos, el número será muy superior.
Por otra parte, entre 5.000 y 6.000 metros cuadrados serán destinados para sede de emprendimientos productivos seleccionados. Otra área será destinada a cursos de nivel terciario --en esta etapa se alerta a las instituciones educativas de esta posibilidad-- y otra será usada para viviendas “de reciclaje” al estilo de las construidas en el último piso de la ex planta Alpargatas en el barrio de Goes, Montevideo.
El negocio de compra-venta será por un millón y medio de dólares, de los cuales en efectivo la intendencia aportará 500.000 dólares, el fondo para inversión en tierras previsto en el fideicomiso Paysandú 1. El millón restante lo recibirá el Fondes de aquellas cooperativas de viviendas que vayan a instalarse en el terreno, que deben destinar el 15% del crédito al pago de tierras. Si hay excedentes, se destinará a un fondo rotatorio para la compra de tierras, que podrá ser usado en los próximos periodos de gobierno departamental.
El negocio es evaluado como “muy conveniente” porque el valor de catastro del padrón es de 54 millones de pesos (1.800.000 dólares al cambio actual), por lo que el precio que pagará la intendencia es “sustantivamente menor al aforo de catastro”, dijo Piaggio.
El proyecto deberá ser aprobado por la Junta Departamental porque el cobro de las tierras que puedan venderse a cooperativas de viviendas demandará más tiempo “que los 3 años que le quedan” a esta gestión. De hecho se ha negociado con el Fondes un plazo de 8 años para el pago del resto de la compra, y como excede la actual Administración, debe tener aprobación del legislativo departamental con mayoría especial.
No obstante Piaggio subrayó que al concretar este negocio la intendencia “no se está endeudando” sino que está solicitando el aval para reunir el dinero por la venta de tierras más allá de julio de 2020. De hecho, se estima que se recaudará “más dinero que ese millón de dólares”, por lo que se establecerá “que el dinero extra que se reúna quede en un fondo rotatorio para compra de tierras”.
INICIATIVA HABÍA SIDO LANZADA POR EL TELEGRAFO
La posibilidad de construir en el predio de la ex Paylana viviendas, había sido planteada por EL TELEGRAFO en su editorial del 12 de junio pasado, y anteriormente en abril, en la foto de la sección “Cortocircuitos Ciudadanos”. Por entonces corría el plazo establecido hasta el 8 de julio por el Fondo de Desarrollo (Fondes), a través del Instituto Nacional de Cooperativismo (Inacoop) para recibir expresiones de interés en el proyecto de explotación del predio e instalaciones.
Opinaba entonces EL TELEGRAFO que “Paysandú necesita seguir 'construyendo, con su paz y progreso', como expresa el himno del departamento, y dando 'vida al trabajo de tus fábricas', como agrega. Pero es necesario hacer de esta una ciudad de cada día mejor desarrollo urbano. El predio de la ex Paylana no debería seguir siendo ofrecido como sede para industrias, sino como un espacio donde establecer un área residencial de primer nivel, con las comodidades que brinda el espacio y acorde a las necesidades y la demanda. La gestión está en manos del gobierno departamental y de las negociaciones que pueda establecer con el Fondes. El tiempo es hoy, para que Paysandú siga siendo 'Sol de esperanza'”.
“ACÁ MOSTRAMOS AUDACIA”
“La Intendencia se embarca en una empresa importante”, dijo el intendente Guillermo Caraballo. “El objetivo central es encontrar el mejor destino posible de este predio para Paysandú” y “la Intendencia tiene la firme convicción y decisión de, la próxima semana, firmar en la ciudad de Paysandú un acta de entendimiento con el Fondes”, anunció.
Construir viviendas, abrir empresas y establecer un polo educativo en las cuatro manzanas de la ex Paylana permitirá dejar atrás “el golpe anímico” que significó para los sanduceros el cierre de esta industria, primero Paylana y luego Tessamérica.
Tras un período de conversaciones “muy productivas” con el Fondes, la iniciativa fue planteada a los principales de cada partido político, a los diputados departamentales y a las bancadas de la Junta Departamental. “Estamos en condiciones de decir que, en términos generales, hay buena sintonía con la propuesta”, subrayó Caraballo.
Y esta será necesaria en la medida que la intendencia está embarcándose “en una empresa importante”, que requerirá apoyo de todo el espectro político y social. “Esta es una propuesta muy importante y determinante para Paysandú, porque trasciende este gobierno departamental; trasciende el gobierno del intendente Caraballo”, enfatizó.
La posibilidad de que este predio, emblemático para Paysandú, quedara “librado a las lógicas del mercado inmobiliario” llevó la intendencia a iniciar conversaciones con el Fondes. La Administración “tomó las riendas” y, en conjunto con otros actores, comenzó a delinear el destino de este lugar, incorporando contenidos educativos y productivos.
En cuanto al principal uso que se le dará al predio “sería un destino noble, digno”, en la medida que “se está cumpliendo con un planteo del que todos los actores políticos hablan: tener tierra para facilitar a las cooperativas el acceso a la vivienda”. Subrayó que el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente (Mvotma) “ya está trabajando en el proyecto, a su costo, y probablemente tenga el plan director de viviendas para febrero o marzo”.
“A la Intendencia le corresponde ser audaz, lo que no significa ser improvisados. Acá mostramos audacia, decisión, capacidad de acuerdo”, aseguró Caraballo y pidió “sin meterme en los tiempos de la Junta Departamental” que el asunto sea “considerado con celeridad. Que se defina por si o por no, pero que se defina. Y si se optara por no, que se explique debidamente porqué”. Y convocó a aplicar “una política mayor” en beneficio de todo el departamento.
“UN NUEVO SIGNIFICADO”
Mario Díaz destacó entre los objetivos del proyecto de darle “un nuevo significado” al espacio que ocupó Paylana primero y Cotrapay posteriormente. Las propuestas que estudia la intendencia representarán la oportunidad “de superar las instancias dolorosas” que vivió la comunidad tras la desaparición de esos emprendimientos. “Estamos pensando en un proyecto que termine alojando por un lado viviendas, por otro emprendimientos productivos con trabajo para los sanduceros y, además, un área destinada a la educación”. Con esta iniciativa el Ejecutivo Departamental asume su “rol fundamental como rector a la hora de definir el uso del suelo en el departamento”, definiendo el “destino que van a tener más de 40.000 metros cuadrados en un lugar estratégico de la ciudad”, destacó.
“ALTURA DE MIRAS”
Federico Álvarez Petraglia dijo que ante el hecho que el Fondes se quiere desprender de uno de sus activos --la ex fábrica Paylana-- se vio la oportunidad que el gobierno departamental “asumiera un rol que sumara trabajo, vivienda y educación”. Asimismo, la construcción de viviendas tiene como valor agregado la mano de obra que implica “para un gremio como el Sunca que tiene un 80 por ciento de desocupación, como nos acaba de informar hace algunas horas”.
Sostuvo que la intendencia “tiene la virtud o el defecto --llámenlo como quieran--, de que está implementando políticas de Estado (aunque no lo sea) de largo aliento” porque “seguramente Caraballo no vaya a cortar ninguna cinta” en la inauguración de las cooperativas de viviendas pues difícilmente alguna se concrete antes de julio de 2020. “No se está haciendo un emprendimiento con una finalidad político partidaria, para ver si sacamos un rédito”, subrayó Álvarez Petraglia. Eso sirvió para que reclamara a las otras fuerzas políticas “altura de miras” en la Junta Departamental, para“no perdernos esta oportunidad histórica, porque si no se recuperan esas manzanas con todos los servicios, será algo que nos reprocharán las futuras generaciones”.
OCHO EMPRESAS

La directora de Promoción y Desarrollo, Margarita Heinzen, destacó que hay ocho emprendimientos que podrían instalarse en la parte ya construida que sea destinada a empresas. Tres de ellas “corresponden a trabajadores de la ex Cotrapay (Cooperativa de Trabajadores de Paylana), pues son consideradas viales de instalarse”. Dijo que “el objetivo es darle un perfil particular, para reposicionar la matriz productiva de Paysandú en la capacitación de jóvenes y trabajadores”. TOMADO DE EL TELEGRAFO DE UY 

No hay comentarios: