foto

foto
fotografía del sur de Argentina , autor luis pedro mujica

miércoles, 21 de septiembre de 2016

RECIÉN EN 2018 LLEGARA SOLUCION DE TEMA AGUA A COCHABAMBA

MISICUNI DARÁ AGUA EN 2018 Y SÓLO FINANCIAN 1 DE 3 DUCTOS
El ducto que Semapa construye en Jove Rancho, Tiquipaya, para llevar agua provisionalmente a la zona sur a partir de 2017, mientras se construyen las tres redes de la región metropolitana. | Daniel James
Laura Manzaneda La región metropolitana de Cochabamba desde Sipe Sipe hasta Sacaba recién podría recibir el agua de la segunda fase del Proyecto Múltiple Misicuni en 2018, debido a que sólo uno de los tres ductos que se necesitan para distribuir el agua cuenta con financiamiento, informó ayer el secretario de Planificación de la Gobernación, Filemón Iriarte.
El único ducto que cuenta con un financiamiento de 21 millones de dólares corresponde al Tramo II que llevará agua desde la planta de Jove Rancho en Tiquipaya a Colcapirhua y la zona sur de la ciudad.
La construcción de las tres redes demanda un presupuesto de al menos 64 millones de dólares. Por el momento están en etapa de pre inversión y elaboración de proyecto. Los estudios demorarán entre cuatro y ocho meses, informó Iriarte.
El Tramo I (Jove Rancho-Tiquipaya-Cercado-Sacaba) tiene una longitud de 20 kilómetros, un costo de estudio de 2,1 millones de bolivianos. El Tramo II (Jove Rancho-Colcapirhua-zona sur) un presupuesto de 1, 4 millones de bolivianos en diseño y su construcción demandará 21 millones de dólares; el Tramo III (Jove Rancho-Quillacollo-Vinto-Sipe Sipe) aún está en estudio.
Iriarte reiteró que la construcción de los tres ductos demorará dos años por lo que el agua de Misicuni estará disponible a “plenitud” a fines de 2018. Precisó que mientras tanto el agua se acumulará y en 2017 se transportará a los distritos 8 y 9 de la ciudad.
Se prevén distribuir 700 litros de agua por segundo por la red del casco viejo. Por ello, Semapa construye con 7 millones de dólares un ducto que transportará agua desde la planta de tratamiento de Jove Rancho hasta los tanques de Semapa en Cala Cala y luego a la zona sur a través de la red antigua.
Explicó que el Plan Maestro Metropolitano de Agua Potable y Saneamiento Básico tiene como componente fundamental al Proyecto Misicuni en sus tres fases para solucionar la demanda de agua de la población.
La presa de 120 metros de altura tiene la capacidad de almacenar 184 millones de metros cúbicos de agua. Pero, en su segunda fase sólo acumulará 90 millones de metros cúbicos, por lo que es necesario trasvasar agua de los ríos Vizcachas y Putukuni, de esta forma se podrá tener disponibles 6.000 litros de agua por segundo para la metrópoli.
GOBERNACIÓN GESTIONÓ $US 27 MILLONES ANTE GOBIERNO
El secretario de Planificación de la Gobernación, Filemón Iriarte, precisó que los 27 millones de dólares que el presidente Evo Morales garantizó para el Proyecto Misicuni, en el marco de la efeméride departamental el 12 de septiembre, estaban presupuestados y debían ser financiados por el gobierno departamental y un crédito de la CAF Banco de Desarrollo de Latino América.  
Explicó que ante la falta de recursos, el gobernador Iván Canelas realizó gestiones para que el Gobierno nacional asuma el financiamiento de los 27 millones de dólares.
Aclaró que la segunda fase de Misicuni tenía un presupuesto de 138 millones de dólares, 20 millones estaban incluidos para obras complementarias y sólo los 7 millones correspondían al crédito de la CAF. Añadió que con este monto, el presupuesto de la segunda fase del proyecto llega a 146 millones de dólares. La obra se comenzó a construir en 2009 con 84 millones de dólares.
Iriarte informó que desconoce las fuentes de financiamiento y las razones por las que la CAF rechazó el crédito. “Es bueno que el Gobierno haya asumido este financiamiento debido a que la Gobernación no tiene dinero”, dijo.

Tomado de los tiempos de Bolivia 

No hay comentarios: