foto

foto
fotografía de La Paz Bolivia , 2017; autor luis pedro mujica

sábado, 11 de marzo de 2017

LA CALIDAD DEL AIRES ES RESPONSABILIDAD DE TODOS dicen en Colombia

 La calidad del aire es responsabilidad de todos
Desde la parte alta de El Poblado así se veía ayer Medellín, en un día en el que predominaron las lluvias leves y una alta nubosidad. FOTO DONALDO ZULUAGA
2 de las 25 estaciones, la de Sabaneta y el Centro, miden emisiones de vehículos.
Para informarse de la situación en el Valle de Aburrá, ingrese a www.elcolombiano.com y busque Calidad del Aire en el lado derecho. En el impreso se publica el Índice de Calidad del Aire.
Ayer el Valle de Aburrá tuvo otra alerta naranja este mes. Ya había tenido otras tres: los días 2, 3 y 4 de marzo. Por esta contingencia, expertos y autoridades ambientales llamaron la atención de la ciudadanía para que también aporte en el mejoramiento de la calidad del aire.
Eugenio Prieto, director del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, manifestó que los cambios de temporada seca a lluviosa y viceversa, entre marzo y abril, y octubre y noviembre, respectivamente, son los momentos más propicios para una contingencia atmosférica en la región.
El aumento cíclico, y más frecuente, de los niveles de contaminación del aire, reflejado en mayor presencia del material particulado 2,5, llevó a la Junta del Área Metropolitana, compuesta por los 10 alcaldes de la región, a iniciar la búsqueda de un plan integral, que incluya estrategias a corto, mediano y largo plazo.
Prieto detalló que, por ahora, lo que hay que hacer es un plan operacional para la atención de estos episodios críticos. Y recordó que uno de los primeros pasos, fue que los 10 alcaldes del área se pusieron de acuerdo en la extensión, a todos los municipios del valle, de la medida del pico y placa.
Entonces, agregó, con el plan de contingencia que ya se empezó a elaborar se buscarán medidas para ubicar los polígonos de alta, mediana y baja contaminación, medidas para el transporte de carga y solución a las emisiones de calderas, con base en experiencias que han tenido otras ciudades del mundo.
El director del Área Metropolitana del Valle de Aburrá dijo que la alerta roja no se puede emitir si los equipos no muestran los niveles de material particulado 2,5, exigidos por la normatividad vigente, ya que conlleva a tomar medidas estrictas, pero “cuando se dé, veremos a ver qué hacemos”, concluyó.
Norma más estricta
Carmen Zapata, jefe del laboratorio de Calidad del Aire, Calaire, de la Universidad Nacional, sede Medellín, resaltó que se debe tener en cuenta que las alertas que se generan no tienen que ver con los niveles de calidad del aire que se miden en el resto del país, sino que se emiten con base en las normas de la Agencia Ambiental de los Estados Unidos, que son más estrictas que las nacionales, y esto se debe a que la autoridad del Valle de Aburrá se está acercando más a la protección que exige la Organización Mundial de Salud (OMS).
Consideró que en estos momentos aún no hay ningún motivo para emitir una alerta roja. “Pero como se están emitiendo alertas naranjas, ello quiere decir que la gente no puede seguir su vida normal como si no le importara lo que está pasando con el medio ambiente.
“Esta alerta naranja es un anuncio que hay que tener en cuenta y no se debe quedar solo en los informes de medios de comunicación y de las autoridades ambientales. Es un anuncio para que la gente tome medidas y tome conciencia, ya que cada uno de nosotros somos los que contribuimos en el aumento de la contaminación”.
A las autoridades les solicitó darle más información a la comunidad, por todos los medios posibles y llevar el mensaje a colegios, escuelas y universidades. Una alerta naranja, en el caso de la calidad del aire, se debe atender, debido a las implicaciones para la salud, y limitar las actividades físicas al aire libre.
Además existen personas vulnerables, que son las que sufren de asma, los niños y los de la tercera edad, que deben evitar actividades al aire libre cuando se emite una alerta naranja.
“A la gente hay que hacerle entender que se debe dejar el carro en la casa, porque, si seguimos así, vamos a llegar a una alerta roja y ahí sí es obligatorio tomar medidas drásticas, como aumentar el horario de pico y placa, pasar la restricción de 4 a 6 dígitos, inmovilizar carros que contaminen e, incluso, impulsar el teletrabajo”, dijo Carmen Zapata.
Comentó que las concentraciones altas de partículas 2,5 son microscópicas y se alojan en los alvéolos y causan graves afecciones cardiorrespiratorias.
La experta dijo estar de acuerdo con el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, de pedirle a Ecopetrol mejor calidad del acpm y la gasolina, porque las partículas 2,5 primarias las emiten los carros y las secundarias son esas emisiones, que se mezclan en el aire con otros contaminantes, como los emisiones de empresas y de quemas y forman óxido de azufre.
El doctor en Biotecnología y profesor de la Universidad Nacional, sede Medellín Juan Bautista López enfatizó que hay que tomar medidas urgentes con la movilidad y en especial, con las motos, que contaminan mucho.
Advirtió que los hidrocarburos policíclicos aromáticos no solo producen cáncer de pulmón, sino otras patologías relacionadas con el metabolismo, como gastritis, no tolerancia de grasas y azúcares.
¿CÓMO FUNCIONA?
LAS PARTÍCULAS 2,5 NO SE VEN Y AFECTAN LOS PULMONES
La OMS declaró tres contaminantes críticos: PM 10, (del inglés particulate matter), PM 2,5, que son invisibles y el peligro es que se alojan en los alvéolos, y el ozono. Si los sobrepasan y hay un aire moderadamente limpio se dispara la señal amarilla.
El Valle de Aburrá tiene 25 estaciones de monitoreo. Ocho miden el PM 2,5 automáticamente y, de ellas, cinco son poblacionales: Girardota, Universidad Nacional, dos en Itagüí y una en Caldas. Esto quiere decir que están cerca a la población. Cuando se supera el contaminante crítico de PM 2,5 en varias de ellas y se le suman las condiciones meteorológicas, como se presentan en esta época de transición del verano al invierno, entonces estas emisiones pueden ser peligrosas para la salud. En este momento se emite la alerta naranja.
Pero si sube la presencia del PM 2,5, se declara la alerta roja nivel 1, la cual implica restricción obligada de la movilidad, en especial transporte de carga y extensión del servicio del transporte masivo. Si no se controla y llega a fase II, se puede prohibir todo el día la circulación de los vehículos que más contaminan y se tienen que tomar medidas para que las personas no salgan al aire libre y se expongan a los peligros que implica la alta presencia de PM 2,5.
LA ALERTA TAMBIÉN ES CON USTED

RODRIGO MARTÍNEZ ARANGO Comunicador social-periodista de la Universidad de Antioquia. Redactor del área Metro hace 20 años. Periodista judicial hace 30 años. También ha trabajado como locutor y periodista de radio en la Cadena Caracol. Autor del libro Expresión oral para periodistas, editorial UPB. TOMADO DE EL COLOMBIANO 

No hay comentarios: