foto

foto
fotografía de La Paz Bolivia , 2017; autor luis pedro mujica

lunes, 22 de mayo de 2017

RÍO NEGRO URUGUAY CONTAMINÓ AL 60% DE LOS ANIMALES; 43% DE LOS PRODUCTORES DIJO HABER SUFRIDO MUERTES DE VACAS Y OVEJAS

Las algas invaden el río Negro y a seis de cada diez vacas y ovejas de Rincón del Bonete y Baygorria
se les ha detectado un nivel inusual de toxinas en la sangre. Según una tesis del departamento de Limnología de la Facultad de Ciencias, el 43% de los productores de la zona admite que algunos de sus animales han muerto por la contaminación, y es la manifestación más extrema del exceso de fósforo en la cuenca, que desde 2007 está en valores “muy por encima” de los permitidos. La ministra de Medio Ambiente, Eneida De León, reconoció que la cuenca del río Negro, donde se instalará la segunda planta de UPM, “está contaminada”, al tiempo que los trabajos independientes de la Facultad de Ciencias revelan que en Palmar, la concentración de fósforo en el agua quintuplica al límite. La única forma de mitigarlo es a través de una reducción de la cantidad de sustancias contaminantes que llegan al río y a sus afluentes, dijo el oceanógrafo Guillermo Chalar.
De acuerdo con la normativa, el río Negro puede registrar hasta 25 microgramos de fósforo por litro de agua, pero en Palmar los niveles oscilan entre los 124 y 134, en Baygorria está en 83 y en Rincón del Bonete, 91.
La planta actual de UPM sobre el río Uruguay tiene permitido verter 74 kilos de fósforo por día, que llevado al río Negro --donde el caudal es más pequeño y por tanto el agua tiende a “estancarse” más-- el nutriente podría crecer entre 70 y 100 microgramos por litro de agua. El consumo de estas algas es capaz de matar a una oveja pequeña en tres semanas y a una más crecida en dos meses. De acuerdo a los científicos, “es probable” que algunas de sus toxinas queden en las tarariras, peces típicos del río Negro y que se exportan a Brasil.
Varios poblados de la zona, entre ellos Mercedes, potabilizan el agua de la cuenca del río Negro, y el aumento de cianobacterias hace que el proceso de purificación sea cada vez más costoso, explicó Chalar.

Las represas hidroeléctricas sobre el río Negro permiten el embalse del agua y la concentración de nutrientes, en tanto el crecimiento de emprendimientos productivos, como la soja, aportan más elementos para la contaminación. Sin embargo, el vertido de fósforo que hará UPM es solo el final de un impacto que, según el doctor en Gestión del Agua, Daniel Panario, tiene su inicio en la forestación de eucaliptos. “Estos árboles demandan mucha agua y las enormes plantaciones hicieron que haya un 20% menos de agua en las cuencas asociadas al río Negro y que llegue a un 50% en las épocas de poca lluvia”, precisó. TOMADO DE EL TELEGRAFO DE UY 

No hay comentarios: